Página Inicial

Actividades preescolar
Actividades bebes 8 a 18 meses
Actividades Bebes de 0 a 8 meses
Actividades con niños de 18 a 36 meses
Actividades niños preescolar
Cuentos populares
Cuentos por autores: Ines Cuevas
¿Que son las Adivinanzas?
Adivinanzas sobre alimentos
Adivinanzas sobre animales

Desarrollo Físico
Actividad en niños de preescolar
Comparar a tu mi hijo con los demás
Desarrollo psicomotor
Importancia del movimiento en el preescolar
Mi hijo se desarrolla más lentamente
Niño con necesidad especiales

Educación
Como aprenden los niños de preescolar
Desarrolar el lenguaje
Importancia de la Educación Preescolar
Juego en la Educacion Preescolar
Preescolar en la Ley de Educacion
Seguridad para niños

Salud
Alergia a alimentos
Alergia en preescolar
Alimentacion en preescolar
Alimentos prebioticos
Asma : Cuando ir a urgencias
Necesidades nutricionales
Reflujo
Secciones
Buscador interno
Contacto
Politica Privacidad

Actividades preescolar » Actividades con niños de 18 a 36 meses

Hablemos de Mí:

Actividades para los Bebés Que Caminan

(De 18 a 36 meses)

QUÉ HACEN LOS BEBÉS QUE CAMINAN?
  • Aprenden palabras nuevas todos los días.
  • Dicen grupos de palabras ("más papita").
  • Se turnan cuando hablan con otras personas.
  • Formulan muchas preguntas ("¿Qué, qué?")
  • Nombran los objetos que ven en las ilustraciones de los libros ("pelota").
  • Obedecen instrucciones que constan de dos partes ("Recoge las medias y ponlas en la canasta.")
  • Dicen "no" y otras formas en negativo.
  • Imitan las voces y los actos de los adultos.
  • Entienden historias sencillas.
  • Hojean libros por su propia cuenta.
  • Repiten en coro las rimas y las palabras que se repiten en el libro.
  • Garabatean con las crayolas y los marcadores lavables.

CÓMO APRENDEN LOS BEBÉS QUE CAMINAN?

Rosa jala a la señorita Vega del brazo y dice, "mojado". La señorita Vega dice, "Tu pañal está mojado. Vamos a cambiártelo."

Rosa se acuesta sobre la mesa. La señorita Vega se lava las manos y le dice a Rosa lo que está haciendo. "Me estoy lavando las manos para deshacerme de todos los microbios y proteger tu salud." Te estoy quitando los pantalones cortos. Tus pantalones cortos son de color rojo, como tus zapatitos tenis." Rosa dice, "Tenis rojos".

La señorita Vega agarra un pañal del estante. Le quita a Rosa el pañal mojado y le pone el pañal seco. "Listo", dice la señorita Vega. "¿Lava manos?" "Sí" dice la señorita Vega, "vamos a lavarnos las manos." "Lava manos", dice Rosa.

Rosa se encamina al lavabo cantando. "Así, lava manos, lava manos, lava manos". La señorita Vega canta con ella y luego le dice "Rosa, te aprendiste una canción nueva." "Canta una canción", dice Rosa.

Como muchos bebés de esta edad, Rosa está aprendiendo el idioma:
  • Dice lo que necesita en grupos de palabras.
  • Repite las palabras que oye de la boca de los adultos.
  • Aprende una canción sencilla.
  • Ella pregunta y contesta.
La cuidadora de Rosa la ayuda a aprender el idioma:
  • Responde a lo que Rosa le pide con un grupo de palabras.
  • Describe lo que está haciendo y menciona el color -- el rojo.
  • Hace unas preguntas sencillas a las cuales Rosa sabe responder.
  • Canta con Rosa y luego la felicita por haber aprendido la canción.

ACTIVIDADES E IDEAS PARA LOS BEBÉS QUE CAMINAN

EDAD


BEBÉS QUE CAMINAN:
De 18 a 36 meses

ACTIVIDADES


Escuchar y hablar

Al niño le empiezan a gustar los juegos imaginarios o de mentiritas.

  • Tenga suficientes teléfonos (de juguete y de verdad) a disposición del niño. Busque teléfonos con teclas e inalámbricos parecidos a los que el niño ve en casa. Ayúdele al niño a hablar por teléfono con un amigo o con un pariente.

    "Lola, te ves un poco triste. ¿Quieres llamar a tu mamá? Bueno. Llamémosle. Señora Trent, aquí está Lola. Ella quiere saludarla."
  • Tenga un surtido de vestuario y de accesorios -- sombreros, bufandas, zapatos, llaves, bolsas, carteras. A los bebés que caminan les gusta disfrazarse, llenar un bolso, hacer como si marcharan y luego regresaran. Juegan a las casitas con ollas, sartenes y otros artículos que se usan en casa.
  • Cuando los bebés que caminan hacen juegos imaginarios, juegue con ellos. Utilice palabras nuevas y anímeles a hablar.

    "Eso tiene un aroma delicioso. ¿Qué estás preparando? ¿Estás por irte al trabajo? Salúdame a tu padre."
Cómo ayudar a la familia:

Invite a la familia a compartir canciones tradicionales y rimas de su país de origen. Grabe al niño cantando una canción o recitando una rima para que pueda compartir esta grabación con la familia. Escuche la grabación a la hora de recoger y dejar al niño en su casa y préstesela a las familias que deseen oírla.

Los bebés que caminan están aprendiendo a jugar con otros niños.

  • Invite a dos o hasta cuatro niños a hacer algo juntos. Pueden cantar una canción, hacer juegos de dedos, hablarles a los títeres, o hacer juegos de palabras graciosos que tienen sentidos contrarios.

    "¿Los platos van sobre la mesa o debajo de la mesa? ¿Los elefantes son pequeños o son grandes"?

  • Cuando el niño pierda el interés, cambie de actividad. A medida que el niño pueda prestar atención por un tiempo más largo, prolongue las actividades de los grupos pequeños.

Los bebés que caminan hacen muchas preguntas.

  • Responda a las preguntas del niño. Primero, déle una respuesta corta. Si ésta no lo satisface, respóndale nuevamente. Es posible que el niño le formule más preguntas, porque no entiende la respuesta o porque le agrada preguntar.

    "¿Dónde está mi banana? "Te la comiste."
    "¿A dónde se fue mi banana?" "Está en tu estómago."
    "¿Por qué?" "¿Porque la masticaste y
    te la tragaste."
  • Tenga paciencia. El niño pregunta mucho porque está tratando de aprender todo lo que pueda sobre el mundo que lo rodea y acude a usted porque sabe que puede ayudarle a aprender.
Al bebé que camina le gusta hablar con personas que lo escuchan.
  • Comuníquele al niño que sus cuentos son interesantes. Haga algún comentario respecto a lo que el niño está haciendo. Pregúntele algo que anime al niño a hablar o juegue con él y háblele de lo que están haciendo juntos.

    "María, nuestras burbujas están flotando en el aire."
  • Como parte de la actividad, háblele al niño, por ejemplo, a la hora de comer, de lavarse las manos y de guardar los juguetes. Aprenda algunas palabras en el idioma que se habla en casa del niño.

    "Este pollo está muy bueno."

  • Escuche al niño cuanto tiempo sea necesario para que pueda contar su historia. Hágale preguntas para ayudarle al niño a explicar lo sucedido.

La Lectura

Al bebé que camina le agrada que se le lea.

  • Léale al niño sus libros favoritos en inglés y, si es posible, en el idioma que se hable en su casa. Al niño le gusta que se le lea el mismo libro una y otra vez. Después de que se aprenden de memoria parte del cuento, ellos pueden ayudar a contar el cuento. Más tarde, posiblemente deseen contar el cuento solos.
  • Léales a los niños en grupos muy pequeños. Cerciórese de que todos pueden ver las ilustraciones del libro. Busque los cuentos favoritos del niño en una versión grande. Permítale al niño salirse del grupo cuando lo desee, pero continúe leyéndoles a los niños que todavía están interesados.
  • Léale a cada niño. Elija el cuento que mejor le venga al niño que usted cuida.
  • Cuando el niño se lo pida, léale. Léale al niño inquieto que requiera tranquilizarse. Lea cuando se encuentren dentro o fuera del edificio. Lea al comienzo o al fin del día. Léale al niño cuando tenga tiempo libre para prestarle atención especial.
Cómo ayudar a la familia:

Comparta con la familia información sobre libros, materiales y servicios que estén a su disposición en la biblioteca pública. Anímeles a visitar con frecuencia la biblioteca pública con el fin de encontrar libros apropiados para el niño.

Poco a poco, los bebés que caminan estén aprendiendo sobre los libros y la lectura.

  • Señale las palabras cuando le lea al niño, para que se dé cuenta que usted le está leyendo las palabras, no las ilustraciones. Es posible que ellos no alcancen a entender esto hasta que sean mayores.
  • Describa las ilustraciones. Señale los detalles que el niño haya pasado por alto.

    "Le falta un botón. ¿Ves que le cuelga el tirante?"

    "El papá le está dando un beso al niño, porque lo ama tanto."

  • Ayúdele al niño a entender el cuento y a hablar sobre él. Hágale preguntas para ayudarle a relacionar el cuento con su propia vida.

    "¿Qué hacías tú cuando eras un bebé?"
    "¿Cómo le ayudas a tu papá a preparar la cena?"
  • Aumente el placer que le produce un cuento favorito al niño mayorcito, agregándole algunos accesorios nuevos o dándole una actividad sencilla que hacer. Por ejemplo, después de leer cuentos sobre la cría de animales, ponga una canasta con animales de granja al lado de los bloquecitos. Después de leer cuentos sobre las orugas, pídale al niño que se arrastre como la oruga y que vuele como la mariposa.

Desarrollo Muscular en Preparación para la Escritura

Los bebés que caminan pueden usar las manos y los dedos para jugar con los juguetes y para valerse por sí mismos.

  • Mantenga los juguetes al alcance del niño en estantes abiertos para que pueda sacar el juguete que guste y luego devolverlo a su lugar cuando termine de jugar con él. Ponga los juguetes que se usan juntos en el mismo lugar. Por ejemplo, ponga las crayolas y el papel en el mismo sitio.
  • Anime al niño a que ayude a cuidar de sus juguetes y a mantener la guardería infantil en orden. Pídale que ponga los juguetes en orden varias veces al día. Mantenga artículos de limpieza de tamaño apropiado para el niño, como por ejemplo, escobas y recogedores pequeños para recoger la basura.
  • Fije un horario que le dé al niño suficiente tiempo para comer, lavarse las manos, prepararse para salir. Proporciónele al niño las condiciones necesarias para poder cumplir una tarea sin su ayuda:

    • Coloque las casillas y los ganchos al alcance del niño y enséñele a colgar el abrigo.
    • Déle tazas y utensilios para comer de tamaño apropiado.
    • Marque cada cepillo de dientes con un símbolo especial -- una estrella, una cruz, un punto -- para que el niño sepa cuál es su cepillo de dientes.
    • Ponga los pañuelos y las toallas desechables al alcance del niño.
  • Déle al niño un variado surtido de juguetes de mesa y de materiales que le animen a usar las manos y los dedos, como por ejemplo las estaquillas para meter en una tabla agujereada, y bloquecitos para amontonarlos y luego derribarlos. Estos objetos deben ser suficientemente grandes para que el niño no se los trague.
  • A medida que la destreza del niño aumenta, ofrézcale materiales nuevos. Los niños mayorcitos pueden mejorar la coordinación del ojo con la mano armando rompecabezas de mayor número de piezas y bloquecitos de menor tamaño. Es posible que estén capaces de usar un cernidor en el cajón de arena o barcos pequeños en un recipiente de agua.
Cómo ayudar a la familia:

Tome fotos del niño a la hora del aseo, cuando se lava las manos, se pone el abrigo y exhíbalas en un tablero cerca de la entrada para que los familiares puedan ver al niño valiéndose por sí mismo. Pídale a la familia que le diga lo que el niño hace en casa sin ayuda.

El niño puede utilizar varios implementos para el dibujo y la escritura.

  • Déle al niño una gran variedad de implementos para el dibujo y la escritura. Mantenga las crayolas, los marcadores y la tiza al alcance del niño para que no precise la ayuda de un adulto. Es preferible darles a los niños de esta edad hojas anchas de papel para dibujar y escribir, porque los movimientos de brazo que hacen son amplios. Para mayor variedad, el niño puede dibujar y escribir en un pizarrón o sobre la acera.
  • Prepare caballetes, pinturas lavables en 2 ó 3 colores y brochas gruesas de mango corto para que el niño pueda pintar todos los días.
  • Anime al niño a usar los dedos para pintar líneas onduladas y círculos sobre bandejas o manteles de plástico.

El niño empieza a fijarse en las letras y la escritura.

  • De una manera informal, muéstrele las letras mediante el uso de bloquecitos de madera, rompecabezas, sellos, e imanes que tengan la forma de letras.
  • Permítale que lo observe escribir la lista de compras, un aviso y explíquele el contenido de una nota que usted escriba para enviar a las familias. Al niño le gusta imitar lo que usted escribe y las demás actividades de los adultos.